La cláusula suelo en una hipoteca joven es igual de abusiva que en otra hipoteca cualquiera

Sí, señores y señoras. Ya comienzan a dictarse sentencias en contra de la inclusión de la cláusula suelo (de un 2,75%, suelo estandar en este tipo de hipotecas) en los contratos de hipoteca joven. La última es la sentencia del 21 de mayo de 2015, dictada por el juzgado de lo Mercantil nº1 de Las Palmas de Gran Canaria. No sólo se da por nula la cláusula por abusiva, sino que se condena a la devolución de los intereses cobrados de más desde el 9 de mayo de 2013.

 

No es la única. La primera sentencia firme en España que daba por nula la cláusula suelo en una hipoteca joven se dictó en la Audiencia Provincial de Zaragoza el 8 de mayo de 2012 y luego llegó la de la Audiencia Provincial de Cáceres, el 15 de enero de 2015. En ambas se tiene en cuenta que se trata de una cláusula abusiva, que afecta al principal del contrato, es decir, a la forma y cuantía en que se amortiza la deuda y cuánto se paga a cambio.

 

Es lo que hemos defendido en Legalaria desde nacimos hace año y medio. Una cláusula suelo es abusiva, y más en las condiciones en las que se negociaban las hipotecas jóvenes, en las que no se concedían siquiera los tres días de antelación reglamentarios para estudiar el contrato que se iba a firmar, quizás el contrato más importante que se firma en la vida.

 

La sentencia de la Audiencia Provincial de Cáceres, según recoge la web abogalisto.com, deja párrafos para la defensa de los consumidores que deben tenerse presentes al elaborar demandas por este concepto. Y que deben quedar claros a los consumidores, que son quienes importan.

 

Por ejemplo, no puede aceptarse el pretendido carácter normativo-imperativo de aquel convenio para los consumidores, ni que él mismo, desde luego, suponga un cheque en blanco para que la entidad financiera no cumpla sus obligaciones de información derivadas de la legislación protectora de los consumidores y usuarios y reguladora de las condiciones generales de la contratación”.

 

En Legalaria llevamos demandas por cláusula suelo en contratos por hipotecas jóvenes, tanto en vía extrajudicial como judicial, pero dado que cada día hay jurisprudencia nueva por este motivo, animamos a que se planteen las dos posibilidades, la extrajudicial y la judicial, porque en vía extrajudicial se allanan caminos y se obtiene información muy beneficiosa para una posterior demanda judicial.

El 85 por ciento de las demandas contra la salida a bolsa de Bankia son favorables al demandante

El 85% de las demandas contra Bankia por la salida a bolsa se han resuelto a favor del demandante y en contra de la entidad por los jueces, según los datos facilitados por el presidente del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), Fernando Restoy, en la Comisión de Economía del Congreso de los Diputados. 

Hasta ahora, se han presentado 2.424 demandas civiles por un importe total reclamado de 70 millones de euros. Y se han dictado por el momento 236 sentencias, de las que Bankia ha perdido 85 de cada cien, y sólo se han resuelto 15 de cada cien a su favor. 

 

Durante su comparecencia, Restoy explicó que las reclamaciones y pleitos civiles de clientes por la salida a bolsa de Bankia "han aumentado en los últimos meses", pero destacó que todavía no ha habido ninguna procedente de inversores institucionales que acudieron a la Oferta Pública de Suscripción (OPS). En Legalaria llevamos a cabo este tipo de reclamaciones en tribunales de toda España. El plazo para reclamar por este concepto acaba en julio de este año 2015.

 

Leer más:El 85 por ciento de las demandas contra la salida a bolsa de Bankia son favorables al demandante

Los ilustrativos votos de los magistrados Orduña y O'Callaghan contra el fallo del TS-cláusulas suelo

La última sentencia del Tribunal Supremo, en la que limita la devolución de lo cobrado de más al 9 de mayo de 2013, fecha en la que se pronunciò por primera vez sobre las cláusulas suelo, tuvo su contestación en los votos particulares en contra de los magistrados de Francisco Javier Orduña Moreno y Xavier O'Callaghan. En un resumen muy básico, consideran que si una cláusula es nula, no puede tener efectos, es decir, hay que devolver lo cobrado por algo que no existe. 

 

Además, ambos magistrados recalcan que si en la sentencia de 9 de mayo de 2013 el Tribunal Supremo no se pronunció sobre la devolución de los intereses variables cobrados de más por las cláusulas suelo fue por un motivo. Lean: "Todo ello, sin contar que el verdadero motivo de la limitación del denunciado efecto retroactivo de la nulidad de la cláusula, en su momento, no fue otro que el posible riesgo de trastornos graves o sistémico en las entidades financieras; riesgo que en la actualidad ha desaparecido merced al saneamiento financiero efectuado".

 

Leer más:Los ilustrativos votos de los magistrados Orduña y O'Callaghan contra el fallo del TS-cláusulas...

El Tribunal Supremo ayuda a la Banca y confirma que la Justicia no es igual para todos

Un paso adelante y un paso atrás en la defensa de los derechos de los consumidores bancarios. El Tribunal Supremo se ha sacado de la chistera una sentencia que es contraria a Derecho. Es lo que opina la responsable jefe de los servicios jurídicos de Legalaria, la abogada Ágora Rosales Merenciano. 

 

La última sentencia del Tribunal Supremo, anunciada en febrero pero publicada hace apenas unos días, por la que sienta jurisprudencia para la retroactividad de las cláusulas suelo a partir del 9 de mayo de 2013, no ha dejado indiferente a los abogados especializados en Derecho Civil, y a asociaciones u organizaciones en defensa de derechos de consumidores. No sólo se muestran contrarios, sino que coinciden en que el fallo del Supremo es contrario a Derecho.

 

“El Tribunal Supremo ha confirmado que la Justicia no es igual para todos”, afirma la abogada Ágora Rosales Merenciano, responsable jefe de los servicios jurídicos de Legalaria, dedicada a la defensa de los consumidores, y en especial, a los consumidores bancarios. “En cualquier tipo de contrato entre particulares, incluso con entidades públicas, si una cláusula es nula, lo es en su origen, y con el Código Civil en la mano, hay que devolver lo cobrado de más”, insiste.

 

En España hay decenas de miles de personas afectadas por las cláusulas suelo que han pagado intereses que no deberían haber abonado, porque la gran mayoría de las cláusulas suelo son nulas, se dan por no puestas, y así lo han dicho desde mayo de 2013 hasta ahora la casi totalidad de las audiencias provinciales españolas, pero ahora el Supremo ha venido a decir que sólo cabe devolver los intereses devengados desde que dictó su primera sentencia sobre esta materia. Un paso adelante y otro paso atrás”, sostiene la letrada.

 

“No se distingue entre entidades bancarias, ya que a algunas se les ha inyectado mucho dinero público. Y entra en que no cabe analizar cada caso en concreto, en contra de lo que han venido resolviendo los tribunales desde 2013, entre ellos. Nuevamente tenemos una sentencia a favor de la banca y en contra de los pequeños consumidores bancarios, ya que no se puede causar un daño económico a los bancos que hemos rescatado entre todos por reclamar lo que nos han cobrado de más e ilícitamente”.

 

En realidad, la cláusula suelo se comenzó a aplicar a partir de enero de 2009, que es cuando el Euribor bajó del 3 por ciento. En la actualidad ronda el 0,20 por ciento. Indicadores financieros permiten estimar que el Euribor se va a mantener en esos porcentajes bajos a medio plazo, y que se tardará tiempo en que roce el 5,3 por ciento que alcanzó a mediados de 2008.

 

Una paradoja: El Supremo admite la devolución por cláusula suelo...desde que deje de existir

El Tribunal Supremo se ha ratificado en que las cláusulas suelo son nulas si no son transparentes en un contrato hipotecario. Bien. Buena noticia. Pero  también se ha pronunciado sobre la devolución de cantidades, algo es algo, pero a partir de su emblemática sentencia de 9 de mayo.

 

El adelanto de la sentencia (pinchenà aquí para leerlo) llegó el jueves a través de una nota de prensa del alto tribunal, que anunció que se trataba de una resolución del Pleno del Tribunal, pero que falta que se plasme por escrito y se firme para que sea un fallo judicial en firme. Lo que deja claro, también, es que hay que acudir a los tribunales para lograr esa devolución de cantidades porque los bancos, salvo en un 30 por ciento de los casos, si no les fuerzan no dan el brazo a torcer. 

 

A la espera de la letra de ese fallo, el desconcierto es mayor al que había antes con respecto a la retroactividad de la cláusula si es que se considera nula, y por tanto, con el Código Civil en la mano, sus consecuencias, es decir, la devolución de lo cobrado de más.

 

El Supremo ha dicho que la retroactividad surte efecto desde que  dictó su sentencia, el 9 de mayo de 2013. ¿Lo es para las entidades que fueron  condenadas, BBVA, CajaSur y NovaCaixa? ¿Lo es para todas las entidades bancarias si sus afectados les reclaman?

 

Y la pregunta del millón…¿Qué sentido tiene declarar la retroactividad de la cláusula suelo a partir de la sentencia, si a partir de la sentencia tiene que dejar de aplicarse?

Leer más:Una paradoja: El Supremo admite la devolución por cláusula suelo...desde que deje de existir

Síguenos

  • Facebook Page: legalaria
  • Twitter: @legalaria
  • Linked In: legalaria

Nuestras tarifas

Este sitio Web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y la presentación de nuestra Web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Para saber más acerca de nuestra política de privacidad pulse aquí.

Acepto cookies de este sitio.